16 enero 2008

ESTA NO ES LA ULTIMA CENA


Cuando nos secuestraron el nº3 de la revista Zeta,el fiscal adujo que en la contraportadaparodiabamos la última Cena,bien,nada de eso era verdad,fué una comida (una paella)en El Casinico de la calle Pignatelli,en Zaragoza,y si sale la corona negra encima de ricardo Joven,esporque quedaba feo el gesto metalero de los dos dedos cornudos,entonces aún no existia el Richal,,lo cierto es que la cara de Ricardo se parecia mucho a la de Jesucristo,y eso ayudó a la confusión, los que estabamos ahi,por orden de aparición eramos:el Rizos,un servidor,Luis Royo,Strader,Mastral,Lahuerta y Gregorio,que hizo la foto,a distancia.
La sentencia no tiene desperdicio,no fué la última cena,pero si la última Zeta